domingo, 26 de junio de 2011

Actuar

Para cambiar patrones mentales, para cambiar nuestra manera de pensar comentábamos en la entrada anterior de la incorporación de cuatro primeras actitudes: Humildad, Paciencia, Satisfacción y Alegría y cuatro Flores de Bach que podíamos asociar con ellas.


La segunda parte del libro, Preparados, listos...16 actitudes para ser feliz. Educación en valores,  se refiere al actuar, sobre el cómo actuamos.

Las acciones pueden cambiar el mundo, las actitudes que nos ayudarán en la acción son también cuatro.

La bondad el  tratar bien a los demás para ayudarles a ser felices, la cualidad de Clematis, frente al error de la indiferencia.

La honestidad que nos da la oportunidad de actuar de forma clara e íntegra, siendo congruente, siendo digno de la confianza de los demás, consiguiendo la virtud de la tolerancia de Vervain frente a su error del entusiasmo exagerado

La generosidad que nos lleva al compartir, a dar libremente sin obtener nada a cambio, el doctor Bach escogió a Chicory para desarrollar el amor, con mayúsculas, como virtud frente al retraimiento.

El habla positiva, no olvidemos el poder de la palabra, el atreverse a hablar, superando la timidez, el miedo al que dirán, el doctor Bach escogió a Mimulus para superar a todos los miedos cotidianos, desarrollando la compasión frente al miedo.


Generosidad con Chicory

Texto y fotos:
 Pilar Vidal Clavería
Terapeuta floral

domingo, 19 de junio de 2011

Actitudes


La actitud con la que afrontamos la vida determina nuestra forma de vivir.

El libro de la Asociación Educación Universal y The Foundation for Developing Compassion and Wisdom. Preparados, listos...16 actitudes para ser feliz. Educación en valores. Ediciones Dharma. Novelda (Alicante), 2009, presentado en cuatro partes, constituye una gran herramienta para que la actitud positiva  con que los niños afronten la vida a la hora de emprender las acciones les sirva de ayuda para escoger ser felices.

El libro combina a la perfección la parte teórica con la práctica elaborada a base de juegos, reflexiones, experimentos, cuentos, pinturas, canciones.

Al ir leyendo estas 16 actitudes a lo largo del libro me han ido apareciendo algunas de las Flores de Bach.

La primera parte de libro se basa en el pensar, de cómo pensamos. Si cambiamos nuestra manera de pensar cambiamos nuestra vida.
 
Para cambiar patrones mentales y acercarnos a nuevas formas de vivir, el libro nos dice que lo lograremos incorporando cuatro primeras actitudes.

La humildad para entender que no estamos solos en el mundo y que contribuye a nuestra felicidad  ayudándonos a mantenernos libres de prejuicios y a no juzgar a las otras personas, la humildad  nos conduce a la sabiduría, la virtud que desarrollaremos con Cerato, frente a su error que es la ignorancia.

La paciencia para aprender a reflexionar, mantener la calma, pensar con claridad, la podremos desarrollar con Impatiens, su virtud es el perdón, para compartir ideas y disfrutar de los demás  frente a  su error la impaciencia.

La satisfacción de saber contentarnos con lo que tenemos en lugar de seguir anhelando más lo podemos desarrollar con Holly, el remedio para los que se ven frecuentemente atados por pensamientos de envidia, celos, venganza o sospecha.

La alegría que nos permite disfrutar de los placeres cotidianos, sentir felicidad por la buena suerte propia y de los demás, Water Violet, desarrolla la virtud de la alegría frente al error de la aflicción.

Flor malva pálido de Impatiens

Texto y fotos:
 Pilar Vidal Clavería
Terapeuta floral



domingo, 12 de junio de 2011

Tratamientos con Flores de Bach

¿Y siempre funcionan las Flores de Bach?

Esta es una pregunta que nos hacen en la consulta los papás cuando sus hijos empiezan a tomar Flores de Bach.

Habitualmente las Flores de Bach funcionan y generalmente en un espacio de tiempo de uno a tres meses, los niños mejoran sus estados emocionales, están más tranquilos, contentos y felices.

Aunque también nos encontramos casos en que los papás manifiestan que no han notado ningún cambio o incluso que sus hijos están más alterados que antes de tomar las esencias.

Las causas a este tipo de respuestas pueden ser varias y podemos citar algunas de ellas:

- El tiempo que ha trasncurrido desde el inicio del tratamiento todavía no es el necesario para notar una mejoría significativa.

- El número de tomas no es el adecuado. Cuando prescribimos unas Flores de Bach, indicamos una pauta de cuatro gotas 4 veces al día, aunque esta dosificación para algunos  niños no resulta la más adecuada, necesitan tomar más dosis al día, normalmente con 6 veces durante unos días, es suficiente, o por el contrario, son niños que con dos veces al día tienen suficiente para una buena respuesta a las esencias.

¿Qué hacer en estos casos?

Asumir que el tratamiento con Flores no responde a un tratamiento alopático convencional, estamos hablando de tratamientos a nivel energético, vibracional y podemos ser flexibles en cuanto a la dosificación y atender a las peculiaridades de cada uno.

- Las expectativas ante los tratamientos son desmesuradas y si no son las esperadas, la familia decide que las Flores no son un tratamiento adecuado.

- Se producen cambios en el entorno del niño, que modifican e influyen en su estado emocional y provocan desestabilizaciones que enmascaran la mejoría.

- El terapeuta floral se puede equivocar, por no tener información suficiente para determinar las mejores esencias o pueden existir otros transtornos que requieren otras intervenciones terapéuticas.

- No es lo más frecuente,  pero en alguna ocasión nos han relatado que el niño está peor que antes de tomar los remedios florales. Hay que tener presente que las alteraciones que pueden provocar la toma de las Flores nunca son severas o irreversibles, se pueden expresar en llanto o actitudes desafiantes no manifestadas hasta el momento y que compartiéndolas y viviéndolo como algo pasajero, se logra armonía y equilibrio a los pocos días.



Cherry Plum
Texto y fotos:
 Pilar Vidal Clavería
Terapeuta floral

Las informaciones sobre les Flores de Bach que aparecen en los artículos son únicamente de carácter orientativo e informativo. Cada niño necesita un tratamiento individualitzado, que debe ser prescrito por un terapeuta floral acreditado. 

domingo, 5 de junio de 2011

Campamentos de verano de Estimulación Infantil

El siguiente artículo lo publiqué en el blog Sentir con Flores de Bach después de los Quintos Campamentos de verano de Estimulación Infantil,  el próximo mes de julio unos nuevos campamentos, los Séptimos,  tendrán lugar en la casa de colonias de Can Montcau, muchos de los niños que acudirán también tomarán Flores de Bach.

Lunes 3 de agosto de 2009

"El pasado sábado finalizaron los Quintos Campamentos de verano de Estimulación Infantil.

El bullicio y la actividad que durante dos semanas acompañaron a Can Montcau, la casa de colonias cercana a la Roca del Vallès, contrarrestaban en la tarde del sábado con un espacio en silencio, recogido y cerrado preparado para el próximo curso escolar.

Can Montcau, La Roca del Vallès

Estos campamentos basados en la Estimulación Infantil aplican principalmente la terapia de la Integración Sensorial.

Los niños que participan en ellos vienen de diferentes lugares de la península y también de las islas Canarias y Baleares.

Las sesiones terapéuticas que han recibido en estas últimas dos semanas han sido de Integración sensorial, de Psicomotricidad, Musicoterpia, Expresión corporal-teatro sensorial, Trabajo táctil emocional en la granja con los animales, juego terapéutico, yoga y a los niños autorizados por sus papás se les ha dado Flores de Bach.

He preparado Flores de Bach para los niños desde que se celebraron en el 2005, los primeros campamentos de verano de Estimulación Infantil.

En los campamentos del 2008, en su cuarta edición, gracias a la colaboración de la psicomotricista Elena Ramos, las Flores de Bach estuvieron también presentes en forma de cuento, donde Chicory en forma de mariposa era la protagonista.

En el Congreso Sedibac de Terapia Floral, en la Mesa Temática Niños, explique mi colaboración en la edición de esos cuartos Campamentos preparando las Flores de Bach a los niños, con el título Aprender con Flores de Bach. Estuve en la mesa junto a Isabel Poveda que habló de su experiencia en Jaca en una escuela infantil realizando un taller con niños y padres y junto a Salud Zárate con su Proyecto Semilla, donde se reúnen a madres, padres e hijos para compartir emociones, sentimientos y vivencias donde las Flores de Bach son de gran ayuda.

Este año 2009, no había pensado en nada especial, pero ante la pregunta de Aris, uno de los niños que participaban en el segundo turno, ¿de donde se sacan estas flores de Bach?, preparé una pequeña explicación, junto a uno de los olivos que están en la casa de colonias.


Las Flores de Bach

Son 38, tienen el nombre de Flores, porque la mayoría de ellas se obtienen de flores y se les llama de Bach, por el nombre de la persona que las descubrió, el de un médico inglés Edward Bach.

Estas flores nos ayudan a equilibrar nuestro carácter y nuestros estados de ánimo.

Nuestro carácter:

Cómo somos cada uno de nosotros.

Todos somos diferentes, no solo físicamente, sino también la manera cómo pensamos, cómo nos comportamos, cómo reaccionamos, hasta los gemelos que podemos ver iguales tienen un carácter diferente.

Nuestro estado de ánimo:

Cómo estamos, no siempre nos sentimos igual, por ejemplo a veces estamos tristes, otras contentos, otras veces angustiados, aburridos, otras enfadados, rabiosos, queremos estar solos, otras necesitamos llamar mucho la atención y necesitamos estar acompañados.

También están los estados de ánimo "demasiados", cuando estamos demasiado alborotados, demasiado nerviosos, revoltosos, entusiasmados, caprichosos, hay que encontrar el equilibrio, el punto intermedio y a eso nos ayudan las Flores de Bach.

Para preparar las flores de Bach hay que ir a la Naturaleza, al campo.

Hay que hacerlo de una manera determinada y os voy a poner un ejemplo para que sepáis que no es complicado.

¿Qué necesitamos?:

- Un recipiente de cristal transparente

- Agua

- Las flores de la planta

- Sol, que aporta su energía

Uno de los 38 remedios está precisamente aquí delante....

¿Cuantos conocéis a este árbol?...

Uno de los olivos, de Can Montcau

Sí, es un olivo y el olivo es una de las 38 Flores de Bach.

En un campo de olivos, lejos de la ciudad, en una zona tranquila, ponemos el recipiente de cristal con agua.

El olivo tiene que estar florecido.

Se cortan sus flores y se colocan sobre la superficie de este agua. Se dejan al sol durante unas dos o tres horas, y toda la energía y propiedades que tienen las flores del olivo, pasan a este agua.

Se cuela esta agua con un filtro y se llena una botella de cristal oscuro hasta la mitad, se añade coñac hasta llenarla y tendremos así lo que se llama Tintura madre.

Con esta Tintura madre podremos hacer las botellitas pequeñas para después preparar vuestros botecitos.

Estuvieron atentos a las explicaciones y también hicieron preguntas, para después seguir disfrutando de su rato de juego tras la merienda."
Texto y fotos:
 Pilar Vidal Clavería
Terapeuta floral

Las informaciones sobre les Flores de Bach que aparecen en los artículos son únicamente de carácter orientativo e informativo. Cada niño necesita un tratamiento individualitzado, que debe ser prescrito por un terapeuta floral acreditado. 
 

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...